Cambridge Analytica anuncia su cierre y aprovecha para culpar a la prensa

Zuckerberg

El nombre de la consultora británica Cambrigde Analytica estará para siempre asociado a Facebook. Esta compañía protagonizó el mayor escándalo de privacidad en la historia de la red social, y hace unas horas anunciaba su cierre.

Tras declararse en quiebra y anunciar el cierre de operaciones, Cambridge Analytica ha aprovechado para defender su inocencia y (de paso) culpar a los medios de comunicación:

"Hemos sido vilipendiados por acciones que no solo son legales, sino que son ampliamente aceptadas en el ámbito publicitario, político y comercial".

Aseguran que "el asedio de la cobertura mediática ha alejado prácticamente a todos los clientes y proveedores de la compañía. Como resultado, hemos decidido que ya no sigue siendo viable seguir operando".

Facebook asegura que seguirán investigando lo sucedido


Por su parte, un portavoz de Facebook ha declarado que "esto no cambia nuestro compromiso y determinación para saber exactamente qué ha pasado y asegurarnos de que no vuelva a ocurrir":
"Continuamos con nuestra investigación en cooperacion con las autoridades".

Cambridge Analytica

Nos despedimos así de una de las empresas que más ha dado que hablar en el último año. Se les ha acusado de haber obtenido, de manera ilícita, datos personales de 50 millones usuarios estadounidenses de Facebook y utilizarlos con fines electorales.

Este escándalo nos ha dejado a Mark Zuckerberg testificando durante horas en frente al Senado y Congreso. Ya hemos empezado a ver cambios, pero aún es pronto para saber en qué deriva todo esto.

No estaba muerto, estaba de parranda


A pesar de anunciar el cierre de puertas, The Register asegura que Cambridge Analytica simplemente cambiará de marca, tras haber creado una compañía llamada "Emerdata Limited".

Al parecer, la mayoría del equipo de Cambridge Analytica seguirá trabajando en Emerdata, una empresa que ofrece ?procesamiento de datos, almacenamiento y actividades relacionadas? y opera en las mismas instalaciones que su predecesora.


Emerdata incluso opera en las mismas instalaciones que Cambridge Analytica.



Lógicamente, los responsables de Cambridge Analytica saben que la imagen y reputación de su empresa no ha quedado muy bien parada tras el escándalo de Facebook. Con este cambio de nombre podrían seguir trabajando desmarcándose de lo sucedido.

 



Con información de Genbeta